Las pirámides financieras más famosas del mundo cripto

Las criptomonedas solo tienen cerca de una década de existencia, pero ya se han visto importantes esquemas Ponzi. Aquí te presentamos tres de ellos.

Además de las ventajas evidentes del anonimato, acceso, facilidad de uso y bajo costo de las transacciones, las criptomonedas tienen algunos inconvenientes graves que impiden su adopción a nivel mundial. El principal es la conexión entre la criptomoneda y el delito. Todos los que han estudiado este tema, incluso superficialmente, saben que Bitcoin (BTC) sigue siendo un método de pago popular entre estafadores y delincuentes en la darknet. Las criptomonedas son herramientas muy convenientes para el lavado de dinero, la evasión de impuestos y el engaño a los inversores.

Hoy hablaré de las pirámides de criptomonedas más famosas, desde aquellas cuyos millones de inversores sufrieron hasta esas cuyas actividades supusieron miles de millones de dólares en pérdidas. Estas empresas trabajaban en esquemas Ponzi, llamados así por un estafador italiano de principios del siglo XX. Estas pirámides no producen bienes ni prestan servicios, todo lo que hacen es marketing de red, donde cada miembro de la pirámide invita a varios nuevos que invitan a los siguientes y así sucesivamente.

Las únicas personas involucradas que logran ganar en este sistema son los organizadores y algunos de los primeros inversores que logran retirar su dinero a tiempo. El resto de los participantes de la pirámide se queda sin dinero, con deudas, o en el caso de las pirámides de criptomoneda, sin tokens valiosos.

OneCoin

OneCoin está considerada como una de las mayores pirámides de criptomoneda, que funcionó entre 2014 y 2017, engañando a unos tres millones de personas y defraudando a inversores por un total de unos 5,000 millones de dólares. La fundadora de One Coin es la estafadora búlgara Ruzha Ignatova. La pirámide funcionaba según el clásico esquema Ponzi, en el que los participantes reciben una recompensa por cada nueva persona invitada.

La estafadora convenció a su audiencia de que OneCoin pronto se convertiría en la criptomoneda más influyente del mundo. Incluso hubo promesas de «matar a Bitcoin». Cabe señalar que su moneda ni siquiera tenía su propia blockchain y solo se aceptaba en los sitios asociados a la pirámide.

Por primera vez el gobierno búlgaro habló de la amenaza de los estafadores publicando un mensaje sobre los riesgos de participar en OneCoin, ya que el proyecto no era un instrumento financiero y no estaba controlado por los reguladores. Esto hizo que la pirámide «saliera» del país y se negara a trabajar con los bancos búlgaros.

Más tarde llegaron del Reino Unido, Austria y Tailandia críticas y advertencias sobre la participación en el plan. Italia y Alemania llegaron a prohibir las actividades de OneCoin en esos países y bloquearon sus cuentas. Ignatova simplemente no asistió a la siguiente reunión anunciada con los inversores en Lisboa, y nunca más fue vista. No hay información sobre su paradero.

El gobierno de los Estados Unidos ha acusado a Ruzha Ignatova de fraude y blanqueo de dinero. Aunque se enfrenta a 25 años de prisión, los agentes de la ley han logrado detener a algunos de sus cómplices, entre los que se encuentran su abogado, su hermano y su antiguo socio comercial.

BitConnect

Otra gran pirámide cripto funcionó de 2016 a 2018: BitConnect. Fue creada por desarrolladores desconocidos y dirigida por un hombre llamado Satao Nakamoto. Los participantes tenían que comprar tokens BCC y guardarlos en una plataforma especial, y el bot de trading obtenía beneficios automáticamente. A los miembros de la pirámide se les prometió un 40% de beneficio por mes. Según los organizadores de BitConnect, a partir de una inversión inicial de 1,000 dólares, los inversores podían esperar retirar 50 millones de dólares en tres años.

El primer crítico de la pirámide fue Vitalik Buterin, quien llamó la atención sobre el hecho de que la promesa de un 1% de beneficio por día es un esquema Ponzi clásico. Después de algún tiempo, Mike Novogratz y Charlie Lee, el creador de Litecoin (LTC),  estuvieron de acuerdo con la opinión del fundador de Ethereum. Al mismo tiempo, las preguntas para los organizadores de BitConnect vinieron del gobierno del Reino Unido, que exigió a la compañía que revelara su modelo de negocio. Sin embargo, esto no impidió que los estafadores participaran en eventos cripto y atrajeran a nuevos inversores.

Las autoridades de los Estados Unidos ayudaron a poner fin a esta historia, calificando a BitConnect de pirámide financiera y exigiendo que cesara su funcionamiento. Después de eso, el token BCC cayó en un 90%, los inversores se quedaron con una pérdida total de 3.500 millones de dólares y uno de los organizadores de la pirámide fue a la cárcel. Sin embargo, Divayesh Darji, el jefe de la sucursal india de BitConnect, salió bajo fianza en 2019.

PlusToken

La pirámide financiera más nueva y más grande de los últimos años. Fundada en 2018, la pirámide fue anunciada en el WeChat chino con promesas de 10%-30% de retorno de la inversión por mes. Alrededor de cuatro millones de personas se convirtieron en participantes en el esquema ponzi de PlusToken. Los estafadores supuestamente abogaron por la educación financiera y entrenaron a la gente para usar criptomonedas, pero en última instancia tenían como objetivo convertirlas en tokens Plus.

En este caso, la justicia superó a los organizadores del plan, y hace un año, seis de ellos fueron arrestados a petición de las autoridades chinas. Sin embargo, los 3.000 millones de dólares perdidos por los inversores no pudieron ser devueltos, y permanecen con los miembros del equipo de PlusToken. Más recientemente, el 22 de junio, se retiró toda la cantidad de EOS de los monederos de la pirámide, y muy pronto, se hizo lo mismo con todos los tokens de ETH.

A pesar de que estas pirámides prácticamente han cesado su actividad, sus diversas «reencarnaciones» aparecen constantemente, atrayendo a inversores inexpertos. El gobierno no puede proteger para siempre a los ciudadanos de estos esquemas, ya que su prohibición requiere la prueba de un delito. En este caso, la mejor defensa es el conocimiento. Si todo el mundo pudiera reconocer los enormes márgenes de beneficio prometidos por las empresas a cambio de la inversión como una señal de advertencia en lugar de una mina de oro, habría muchos menos estafadores.

Referencias: es.cointelegraph.com

Descargo de responsabilidad: InfoCoin no está afiliado con ninguna de las empresas mencionadas en este artículo y no es responsable de sus productos y/o servicios. Este comunicado de prensa es sólo para fines informativos, la información no constituye consejo de inversión o una oferta para invertir.

También te podría gustar...