Crecimiento Vertiginoso de Criptomonedas Nacionales en Latinoamérica

En la actualidad existe un crecimiento vertiginoso de criptomonedas en diversos países de Latinoamérica gracias a la tecnología Blockchain que a su vez  ha provocado el nacimiento de muchas iniciativas para lanzar tokens y altcoins en Latinoamérica. Se podría decir que América Latina está viviendo un boom con las criptomonedas y cada día están surgiendo nuevas ICOs. Para Latinoamérica, la criptomoneda se ha convertido en un refugio, ya que les supone la posibilidad de trabajar con una nueva economía y posiblemente en el futuro, con un nuevo sistema económico.

Algunas de estas se enfocan en impulsar la economía nacional; otras, más restringidas, se desarrollan como parte de iniciativas focalizadas en diversas áreas nacionales, como la educación y adopción local de la tecnología. En este sentido, el DiarioBitcoin presenta un  listado de más de 20 criptomonedas latinoamericanas

Argentina: JasperCoin (JAC), creada por emprendedores argentinos este año, es la criptomoneda más nueva del país que promete democratizar la minería a través del algoritmo de ‘prueba de consenso’ y el prototipo de minado, Jaspberry.Inbest (IBST), fue creada por un grupo de jóvenes argentinos con experiencia en fintech, quienes simultáneamente lanzaron Inbest Network, un marketplace para la interacción entre inversionistas. Lanzada en marzo de este año, la iniciativa superó los U$D 1.550.000 en su Oferta Inicial de Moneda (ICO).

BitARS, es la primera criptomoneda argentina y fue lanzada en 2016. Sus creadores pertenecen a la comunidad Crypto-Nerd de Bitshares del país, plataforma que permitió el financiamiento de la iniciativa. Para el momento de redacción, la criptomoneda no se encuentra disponible: actualmente no se registra en el mercado. Recientemente se lanzó una iniciativa en Argentina para llevar la moneda local a la tecnología Blockchain. Peso digital es una plataforma en período de prueba que emite pesos digitales respaldados de forma centralizada por la “Cámara del Peso Digital” de ese país.

Brasil: Nióbio Cash (NBR), autodenominada “la criptomoneda auténticamente brasileña”, cuenta con sólo 336 millones de unidades minables y tiene como objetivo apoyar las investigaciones tecnológicas con base en el mineral Niobio, otorgando un 5 % del total minado a financiar proyectos relacionados.

Chile: LuKa (LUK), la criptomoneda de origen chileno, salió al mercado este año, y nace del impulso creativo de un joven de 22 años que busca la adopción local de la criptomoneda para el uso cotidiano, así como la expansión del interés en la tecnología Blockachain. Chaucha (CHA), la primera criptomoneda chilena, nacida en el 2017, es un proyecto enfocado en la educación y adopción de la tecnología Blockchain y la cripto-economía. Este año la moneda digital ha presentado algunas fallas técnicas, después de que en diciembre del año pasado reportara un alza de 2000 % en su valor.

Colombia: CelCoin (CELC), “Efectivo digital aquí y ahora” fue concebida en el 2016 y nace oficialmente el año pasado. Actualmente la criptomoneda de origen hispanohablante cuenta con usuarios en más de 20 países, entre los que se cuentan Francia, Estados Unidos, China, Portugal, entre otros. La plataforma online colombiana Cubaaz se alió con la empresa española Knowdle, para lanzar este año la oferta inicial de una moneda digital dirigida al sector turístico. Con el Cubaaz Coin (CC), la iniciativa busca aplicar nuevas tecnologías de big data, contratos inteligentes y Blockchain a la industria de turismo europea.

Scolcoin: La propuesta de esta criptomoneda colombiana nace en diciembre de 2017 y luego se lanzó su ICO. Su proyecto fue publicado por DiarioBitcoin hace unos meses. Allí sus representantes explicaron: “la SColcoin tiene un proyecto basado en el comercio y economía altruista donde las empresas afiliadas se benefician con incentivos de la venta a cambio de sus bienes, productos y servicios”.

Gemera: Es el primer criptotoken en el mundo respaldado con esmeraldas, en este caso colombianas. El proyecto, explicado por DiarioBitcoin en este artículo, tiene además la ventaja que los propietarios de gemeras pueden canjearlas por esmeraldas que están almacenadas en Hong Kong.

Costa Rica: Pura, la criptomoneda descentralizada nacida en Costa Rica, se autodenomina “la primera del mundo con conciencia social y ambiental“, y está programada para invertir el 10% de sus recompensas mineras al bien común.

Guatemala: En diciembre del año pasado, el presidente de Guatemala, Jimmy Morales, anunció la creación de la Vara, la criptomoneda guatemalteca que permitiría al país “avanzar en materia de soberanía monetaria”. Sin embargo, desde entonces no han habido más noticias sobre los avances de este proyecto.

México: Agrocoin es la primera criptomoneda agrícola registrada a nivel mundial, y tuvo su nacimiento en México. Fue lanzada por la firma mexicana Amar Hidroponia a finales del 2017, y su objetivo es financiar la producción de chiles habaneros, impulsando la producción agrícola en el país. Similar al proyecto argentino, actualmente existe una iniciativa ciudadana en México para lanzar el Peso digital, una versión virtual del peso mexicano que estaría sustentada por el Banco Central del país.

Perú: Este año nació en Perú LekCoin, la iniciativa ideada por un equipo de expertos en fintech, que busca lanzar una criptomoneda y facilitar la adopción de la tecnología Blockchain entre personas y empresas. Incakoin: Esta criptodivisa proviene de Perú, y su lanzamiento se realizó en 2013. Está en el puesto número 363 en CoinMarket. Sus desarrolladores la crearon como alternativa ante Bitcoin, como una criptomoneda con una distribución más justa, además de ser más amigable hacia el medio ambiente porque consume menos electricidad que otras criptomonedas.

Puerto Rico: En febrero de este año, el presidente de la organización Puerto Rico Bitcoin, Rodolfo Sessman, anunció al medio Caribbean Business, la creación de la primera moneda virtual del país caribeño, KokiCoin. Después de anunciar que la criptomoneda se lanzaría como un “utility token”, no han habido más declaraciones sobre el avance del proyecto.

Uruguay: El Banco Central de Uruguay publicó en 2017 el lanzamiento piloto de una criptomoneda nacional para el país sureño: el e-Peso. Actualmente, la iniciativa que operó a través de una wallet móvil, culminó su plan piloto y se esperan más noticias sobre planes de proyectos futuros similares.

Venezuela: OnixCoin (ONX), lanzada en 2017, fue la primera criptomoneda venezolana en popularizarse. Fue creada por jóvenes entusiastas y utiliza un sistema de minería de “prueba de trabajo”. La iniciativa dirige actualmente proyectos para masificar la adopción de la moneda en el país.  BolivarCoin (BOLI), lanzada en 2015, es la criptomoneda más antigua del país. Actualmente valorada en USD $ 0,041 y una capitalización de mercado de USD $ 420 mil.

Rilcoin fue lanzada en abril de este año, siendo la criptomoneda más recientes del país. Nace en la costa de la nación caribeña y está enfocada en potenciar el mercado turístico venezolano. La criptomoneda ArepaCoin (AREPA), “el pago criollo”, es el proyecto que nace en 2016 con el objetivo principal de “reconocer el pan venezolano: la arepa”. La moneda fue lanzada este año con un total de 136 millones de unidades minables.

El Petro (PTR) es tal vez la criptomoneda más mencionada de este año, y también la más polémica. Lanzada por el presidente venezolano Nicolás Maduro, pretende ser una moneda nacional respaldada en las reservas de petróleo del país. A pesar de que su creación incurre en medidas inconstitucionales, su lanzamiento ha dado pie a la legalización de las criptomonedas en suelo venezolano. Posterior al lanzamiento del Petro, el presidente de Venezuela también anunció la creación del Petro Oro, una criptomoneda que estaría respaldada en las reservas de oro del país.

Como se pueda visualizar ya las criptomonedas han dejado de ser un concepto de unos cuantos privilegiados. La capitalización de mercado que poseen las monedas digitales hoy en día es más alta que nunca, y muchos países ya han adoptado esta nueva tecnología en beneficio de la población.

Referencia: diariobitcoin.com

Descargo de responsabilidad: InfoCoin no está afiliado con ninguna de las empresas mencionadas en este artículo y no es responsable de sus productos y/o servicios. Este comunicado de prensa es sólo para fines informativos, la información no constituye consejo de inversión o una oferta para invertir.

You may also like...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *