Panorama Mundial de Imposición de Impuesto a las Criptomonedas.

El crecimiento vertiginoso de las criptomonedas en el mundo es causa de que los gobiernos implementen marcos legales para la regulación de las mismas, implicando la aplicación de impuestos. En tal sentido, se describe el panorama mundial en esta materia.

El Comité Parlamentario de Presupuestos e Impuestos de Letonia, desarrolla una ley que regulará los activos digitales dentro de la nación que llevará la dirección  de los activos digitales. El Ministerio de Finanzas de Letonia aseguró que las transacciones con criptomonedas podrían tener hasta un 20% en impuestos a las ganancias de capital, que se aplicaría en el momento que se realice una transacción con activos digitales.

Otras naciones europeas también han tomado medidas parecidas en cuanto a los impuestos. En Bulgaria se aplica un 10% de ganancias en capital a las transacciones con criptomonedas. Polonia recientemente anunció que los impuestos relacionados a monedas digitales pueden llegar hasta 32%. Mientras que en Estonia los activos digitales ya son gravados por el IVA y el impuesto a las ganancias de capital.

Por su parte, en Illinois en Estados Unidos, fue introducida una propuesta de Ley para aceptar Bitcoin y otras altcoins como forma de pago legal de los impuestos; mismo caso para el estado de Arizona.

Asimismo, en América Latina, un proyecto de Ley en Argentina para gravar las ganancias en el manejo de criptomonedas, provocó el rechazo de la comunidad bitcoiner, mientras que la Ley Fintech aprobada en México, si bien no contempla directamente las políticas impositivas en torno a las criptomonedas, el hecho de definirlas como activo virtuales, y específicamente como medios de pago, implicaría necesariamente su inclusión en los esquemas impositivos vigentes en ese país.

En este mismo orden de ideas, el Ministerio Federal de Finanzas de Alemania publicó un documento en el que especifica el tratamiento de los impuestos para las transacciones u operaciones con Bitcoin y otras criptomonedas cuando sean usadas como medio de pago, ya que estaría siendo utilizada de la misma forma que una moneda de curso legal.

Igualmente, las autoridades fiscales de Bélgica, específicamente, la Inspectoría Especial de Impuestos (STI) señala que “cualquier ciudadano belga que comercialice con criptoactivos debe pagar al STI 33% de sus ganancias y declararla como ingresos misceláneos”, lo cual fue publicado en  Brussels Times”.

Según declaraciones del protavoz FPS, Francis Aydins, al diario belga De Morgen, quienes tengan criptomonedas y las venden la primera vez, no pagan impuesto. “El principio general es que las ganancias que surgen de la administración normal de un capital privado no se gravan”. El impuesto sobre las ganancias aplica a los traders de criptomonedas.

En este mismo contexto, Corea del Sur implementó medidas regulatorias para el intercambio de criptomonedas. De acuerdo con un comunicado oficial publicado por la Comisión de Seguridad Financiera (FSC), todas las entidades bancarias de la región deberán comprometerse con las nuevas medidas que buscan garantizar una reducción de la especulación en el mercado de criptoactivos.

A su vez, el gobierno de la India está vigilando muy de cerca a los inversionistas que han obtenido ganancias con la compra y venta de criptomonedas, y que no han pagado impuestos sobre esos ingresos. Unos 100.000 de ellos han recibido notificaciones de la autoridad fiscal de ese país, el Central Board of Direct Taxes o CBDT, con miras a que declaren sus ganancias y paguen el respectivo impuesto. De acuerdo a Sushil Chandra, presidente del CBDT

En este mismo contexto, el Ministerio de Finanzas de Polonia establece una legislación de impuestos sobre los ingresos relacionados con la criptografía que pueden llegar al 32% y cada compra o venta se gravará como una transferencia de derechos de propiedad, independientemente del resultado final para las partes.

Polonia ha implementado una escala progresiva del impuesto a la renta con dos corchetes: el 18% para ingresos de hasta PLN 85.528 zloty (equivalente a € 20.400 euros) y el 32% para aquellos que superan esa cantidad anual.

Del mismo modo,  en Estados Unidos, el estado de Wyoming ha aprobado un proyecto de Ley y que pretendía eximir de impuestos a los tokens de servicios que cumplan con ciertas estipulaciones.

La Ley llamada “token de Blockchain abierto” (HB0070) fue aprobada por unanimidad. Esta iniciativa legal fue introducida como proyecto ante la Cámara de Representantes del estado de Wyoming por los representantes Tyler Lindholm, David Miller y Jared Olsen; y por los senadores Ogden Driskill, Tara Nethercott y Chris Rothfuss.

Bajo esta Ley, se concibe a un token de servicio como toda aquella moneda intercambiable por bienes y servicios. En este sentido, quedarían exentos de las leyes de valores aquellos tokens cuyos emisores no promuevan la comercialización del mismo como una inversión, no realice acuerdo alguno de recompra o firme acuerdos para localizar compradores.

De la misma forma, fue aprobado el proyecto No. SF0111 titulado “Impuestos a la propiedad de monedas digitales” con el que los bienes intangibles, incluido todo tipo de representación digital de valor, estarán libres de pagar impuestos. Otros elementos que la Ley califica para esta excepción son el dinero fiduciario tanto virtual como efectivo, todo tipo de monedas, letras bancarias y cheques, lo que pondría en el mismo estatus al dinero fiduciario y las criptomonedas para la recaudación de impuestos del estado.

En el mismo orden de ideas, Thomas H. Lee, cofundador y jefe de investigación de la firma Fundstrat Global Advisors, señala que los ciudadanos y empresas estadounidenses que hayan obtenido ganancias del alza de las criptomonedas durante el 2017 podrían enfrentar obligaciones tributarias equivalentes a unos 25 mil millones de dólares, lo que puede traer como consecuencia ventas masivas a corto plazo de los criptoactivos. La investigación fue publicada en la página oficial de Fundstrat Global Advisors

En el mismo sentido, Lee pronosticó que Bitcoin seguirá siendo la primera en capitalización del criptomercado, llegará nuevamente a los 20.000 para mediados del año en curso y posiblemente veamos su precio incrementar a 25.000 dólares para finales de 2018. El año pasado, esta figura de Wall Street vaticinó que el valor de Bitcoin llegaría a 6.000 dólares a mediados de este año.

Como se puede ver los gobiernos de distintas partes del mundo observando el panorama de crecimiento de las criptomonedas, quieren también obtener ganancias de las transacciones que se realicen de las mismas, por ello, cada país está estableciendo sus propias normas impositivas. A futuro se podrá observar cómo estas medidas impositivas influyen en las criptomonedas.

Referencia: criptonoticias.com

Descargo de responsabilidad: InfoCoin no está afiliado con ninguna de las empresas mencionadas en este artículo y no es responsable de sus productos y/o servicios. Este comunicado de prensa es sólo para fines informativos, la información no constituye consejo de inversión o una oferta para invertir

You may also like...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *