A pesar de las Regulaciones y Prohibiciones: las Criptomonedas siguen vigentes.

Para nadie es un secreto que los gobiernos y las entidades financieras han aplicado y seguirán aplicando medidas regulatorias a las criptomonedas, o tratarán de prohibirlas, todo por una causa en común: obtener poder y control. Conociendo el gran auge que en la actualidad tienen estas monedas digitales, algunos la consideran una gran oportunidad de inversión, otros un gran riesgo, en tal sentido, la excusa mayormente de las regulaciones es porque a través de las cripotomonedas se pueden llevar a cabo acciones delictivas o un tanto ilegales. Es necesario destacar que, cualquier tentativa de querer regular las criptomonedas tendrá que hacerse a escala mundial ya que las normativas que se puedan implementar a nivel nacional y regional serían difíciles de aplicar en una comunidad virtual sin fronteras.

En este sentido, seguidamente se presenta una mirada de los países que están regulando y otros que las están prohibiendo a fin de poder visualizar la forma en que cada país las asume:
Estados Unidos: Autoridades financieras de Estados Unidos, la Comisión de Valores, Bolsa (SEC) y la Comisión de Intercambio de Futuros Mercantiles (CFTC) publicaron un comunicado conjunto en el que advierten que reforzarán sus regulaciones a las criptomonedas.

La Commodity Futures Trading Commission (CFTC) se convirtió en el primer regulador estadounidense en permitir que productos derivados de criptomonedas se comercialicen públicamente. Además de hablar sobre su preocupación en torno al mercado de Ofertas Iniciales de Moneda (ICO), los representantes de estas instituciones. Considerando al Bitcoin una moneda virtual legal.

Estados Unidos tiene la mayor cantidad de usuarios de criptomonedas, la mayor cantidad de cajeros automáticos de Bitcoin y también los mayores volúmenes de transacciones de Bitcoin a nivel mundial.

China: Los reguladores chinos han prohibido las ofertas de monedas iniciales, han cerrado los exchanges comerciales de criptomonedas locales y la minería limitada de Bitcoins, pero a pesar de la represión, la actividad ha continuado a través de canales alternativos en China.

El Banco Central de China (Banco Popular de China) prohibió a las instituciones financieras participar en transacciones de moneda digital y Bitcoin, pero los individuos son libres de operar como lo deseen.

La República Popular de China parece ser el regulador de criptomonedas más estricto de las principales economías con respecto a las criptomonedas.

Corea del Sur instituyó una prohibición de las ICO a mediados de octubre, recientemente después del “despliegue” completo de las prohibiciones relacionadas con la criptografía de China. Sin embargo, Corea del Sur no tomó medidas adicionales contra la criptomoneda; nuevamente, tampoco ha dado ningún paso hacia eso.

En tal sentido, un informe en el Korea Times señala que el Servicio de Supervisión Financiera de Corea del Sur no tiene “ningún plan para supervisar las transacciones” de Bitcoin o cualquier otra criptomoneda, porque no se consideran criptomonedas “legítimas”.

Corea del Sur, donde también abunda la especulación sobre las criptomonedas, también está trabajando en planes para prohibir los exchanges.

Japón: El Ministro de Finanzas y demás autoridades han expresado sus planes de regular el intercambio de criptoactivos en el país, especialmente después del hackeo sufrido por la casa de cambio Coincheck, en el que fueron sustraídos 530 millones de dólares en XEM, moneda de la plataforma NEM. Japón, aprobó una Ley que acepta Bitcoin como moneda de curso legal. Japón eliminó el impuesto al consumo sobre las operaciones de Bitcoin el 1 de abril de 2017, cuando declaró oficialmente Bitcoin como moneda de curso legal.

Reino Unido: La Tesorería británica planea introducir regulaciones que cubrirán Bitcoin y otras monedas digitales a finales de 2018. Bajo la legislación planeada, los comerciantes de criptomonedas se verán obligados a revelar sus identidades e informar cualquier actividad sospechosa que descubran en el comercio de divisas virtual.

El Banco de Inglaterra sigue supervisando la tecnología Bitcoin, al tiempo que sigue para ser clasificado como dinero privado, con el IVA aplicado y también está sujeto a impuesto sobre las ganancias de capital.

Bangladesh aprobó una ley que establece que cualquier persona que utilice la moneda virtual podría ser encarcelada bajo las estrictas leyes antilavado de dinero del país.

Argentina: Considera que el Bitcoin no es una moneda legal, ya que no son emitidos por la autoridad monetaria del gobierno y no son de curso legal para cancelar deudas u obligaciones.

Brasil: La Comisión de Valores Mobiliarios (CVM), órgano que regula el mercado de capitales de Brasil, indicó que las criptomonedas no están calificadas como “activos financieros” y, por ende, su adquisición no está permitida, prohíbe la compra-venta del Bitcoin, Etherum, Ripple y Dash, a través de entidades oficialmente dentro de la nación como bancos o bolsas de valores.

El gobierno brasileño ha declarado que el Bitcoin no es una moneda sino un activo y, por lo tanto, está sujeto a un impuesto sobre las ganancias de capital del 15 por ciento por encima de un umbral.

Bolivia: El gobierno boliviano ha prohibido el uso de Bitcoin en la creencia de que permitirá la evasión de impuestos y la inestabilidad monetaria.

Chile: El primer intercambio de Bitcoin en Chile, donde los ciudadanos pueden comprar Bitcoin con pesos, se lanzó en 2015 con financiamiento del gobierno de Chile. El gobierno también se ha comprometido a proporcionar regulación y supervisión en forma de auditorías financieras y regulación contra el lavado de dinero.

Colombia: Decretó que la criptomoneda no es ilegal, pero al mismo tiempo no recibirá reconocimiento legal en el corto plazo.

Ecuador: El gobierno ecuatoriano ha prohibido todo uso de Bitcoin con la esperanza de promulgar su propia moneda digital basada en los principios de Bitcoin. está construyendo su propio sistema de dinero electrónico nacional, y no está permitido el uso del bitcoin y otras criptomonedas.

México: En México el Bitcoin no es reconocido como una moneda en curso legal y tampoco tiene el respaldo del Gobierno federal ni del Banco Central de México (Banxico). Las ITF (instituciones de tecnología financiera) solo podrán operar con los activos virtuales que sean determinados por el Banco de México mediante disposiciones de carácter general.

Francia: se suma a la lista de países con regulaciones para Bitcoin. El Ministro de Finanzas francés ha pedido nuevas regulaciones estrictas sobre las criptomonedas para evitar que sean utilizadas para eludir los impuestos o financiar el terrorismo y otros delitos.

Australia: Al eliminar Bitcoins de las políticas de doble imposición, el gobierno también legalizó Bitcoin y dijo que se puede usar como dinero.

Austria:  No ha regulado las monedas virtuales y no ha emitido una política coherente sobre cómo tratar la moneda virtual.

Canadá: La Agencia Tributaria de Canadá declaró que los pagos de Bitcoin debían tratarse como transacciones de trueque. Tiene la intención de regular Bitcoin a través de su legislación contra el lavado de dinero y el financiamiento del terrorismo.

La Agencia de Consumo Financiera de Canadá no considera que las criptomonedas sean «de curso legal», apartando todos los billetes y monedas de Canadá.

España: Está presionando para establecer un marco regulatorio de criptomonedas. Las criptomonedas están exentas del impuesto al valor agregado y España tiene calles enteras repletas de tiendas compatibles con Bitcoin.

Además, muchas empresas de Bitcoin llaman a España su hogar, y los bancos españoles BBVA y Bankinter ahora invierten en empresas de Bitcoin.

Rusia: el Ministerio de Finanzas de Rusia publicó el texto de un proyecto de ley que regularía la emisión, el comercio y el almacenamiento de criptomonedas, así como la imposición de ciertos requisitos legales a las partes que posean ofertas simbólicas o ICOs.

Además, fueron presentados dos proyectos: uno definió el criptorublo como un instrumento de pago válido en Rusia y otra regulaba la explotación de la criptomoneda emitida por el Estado propuesta en el primer proyecto. El Banco Central de Rusia ha insistido en prohibir su circulación en el país, citando preocupaciones sobre el lavado de dinero.

Sin embargo, el borrador presentado por el Ministerio de Finanzas en enero dice que los ciudadanos pueden comprar y vender criptomonedas y tokens en plataformas con licencia, como es el caso de las casas de cambio.

Venezuela: La Superintendencia de los Criptoactivos y Actividades Conexas Venezolana (Supcacven) publicó en la página www.elpetro.gob.ve el Manual de Adquisición de Licencia para las casas de intercambio, en vísperas del lanzamiento de la preventa del cripotoactivo el Petro.

El Petro es una moneda virtual de intercambio que ofrecerá mayor dinamismo y seguridad a los usuarios al momento de gestionar las operaciones financieras dentro (temporal) y fuera de sus fronteras a largo plazo.

De tal modo, que una diversidad de expertos señala que las regulaciones de las criptomonedas es saludable por cuanto trae estabilidad al mercado de las criptomonedas, y muchos de los países que las prohíben a largo plazo terminarán por crear sus propias criptomonedas ajustándolas a sus normas, en base a blockchain, ya no es posible detener el avance de las criptomonedas estas se han establecido en el mercado mundial.

Referencia: fxprivilege.comeleconomista.net

Descargo de responsabilidad: InfoCoin no está afiliado con ninguna de las empresas mencionadas en este artículo y no es responsable de sus productos y/o servicios. Este comunicado de prensa es sólo para fines informativos, la información no constituye consejo de inversión o una oferta para invertir.

 

También te podría gustar...